Tras un viaje tranquilo y sin incidencias (con una parada para merendar junto al Arco de Medinaceli) nuestros muchachos han llegado a Parquelagos, una urbanización con pabellones y zonas deportivas al estilo de El Poblado, y se han instalado en sus habitaciones, y enseguida a cenar. Desde allí nos mandan un saludo a todos, velando armas para el partido de mañana con el que comienza el campeonato. ¡Suerte!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Connect with Facebook

Cambiar a la versión Móvil