Saliendo por la mañana temprano, la peña ciclista del club Aneto enfiló hacia Torla para acometer la primera cicloturista del verano. El itinerario remonta el valle de Bujaruelo hasta el desvío de la pista de Otal por una cómoda pista. Salimos desde el aparcamiento de Torla con muchos bríos por la carretera que lleva hasta el cruce del puente de los Navarros, donde empieza una pista asfaltada al principio que va paralela al río y conduce hasta el camping Valle de Bujaruelo y, unos kilómetros más allá, a un segundo camping, el de San Nicolás de Bujaruelo, junto a un puente románico muy fotogénico. Esta pista se hallaba muy transitada con cantidad de coches y autocaravanas que iban y venían. En la ida nos cruzamos con un chico que había tenido un percance con su coche y le ayudamos con el cambio de ruedas. La buena obra del día.

Tras varios imprevistos, al final llegamos al desvío donde Álvaro y Santi cogieron la pista de Otal que sube haciendo amplias lazadas hasta el collado de Otal, punto en el que se nos abre toda la perspectiva sobre este valle de origen glaciar y que llegaron hasta la cabaña-refugio de Otal. Los demás: Diego, Juan, Edson, Nacho M1 y Nacho M2 y José se quedaron retozando en la poza del puente de Oncis.

El ritmo del pelotón es lento pero constante, aunque se vio claramente que tenemos que entrenar más, salir más al campo y dejar los calores de Zaragoza. El agua de la poza estaba gélida, pero Edson ahí se encontraba como pez en el agua, aunque la próxima vez nos traeremos los neoprenos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Connect with Facebook

Cambiar a la versión Móvil