Este sábado el Club Aneto se convirtió en un espectacular Castillo Medieval. Y fue invadido por valientes escuderos que después de pasar por diversas pruebas, lograron recibir su diploma de caballero. La fiesta empezó en la Taberna de Gregory McEgido, Señor de las Highlands Escocesas, donde los aguerridos candidatos a la caballería cogieron fuerzas para la aventura que les esperaba. Una vez bebidos y comidos, empezaron a realizar las 7 pruebas para conseguir las 7 condecoraciones de caballero. La primera de todas era un juego de enigmas, a cargo de Abdallah Muley. Seguidamente, Xaberius Domínguez, Señor de las Aves, les proponía dos pruebas de inteligencia e ingenio (sopa de letras y crucigrama medieval). En el patio de armas se encontraba el Marqués Marcén, encargado de proponer una prueba de habilidad a ciegas. Junto a él, Aníbal organizaba unos duelos medievales entre equipos donde todos demostraron su fortaleza y valentía. A continuación, el Conde de Cardosus se encargaba de comprobar las habilidades de supervivencia haciendo cocinar a los niños un frankfurt al fuego. Por último, el Lord de las Bardenas acompañado de McEgido se encargaba de dirigir la actividad de habilidad de ping pong.

Una vez conseguidas las 7 condecoraciones, los valientes chavales debían subir al castillo para conseguir su diploma de caballero.

La primera prueba era entrar en el Bosque Negro (y vaya si era negro!) donde les esperaba un arquero de Villanueva llamado Blood Arrow, que les proponía un enigma; y debían encontrar las llaves del calabozo y una bolsa de dinero para sobornar a su guardián. Eso antes de que les asaltaran los peligrosos caballeros negros del Rey Brujo Azir, Diegus “el Gomas”, y Javichuelas “el Munusias”.

La segunda prueba empezaba con el soborno del guardián del calabozo Recoj Olácaca “el Cuestixs”. Los muchos años al servicio del Rey Brujo, no aseguran su fidelidad. De hecho se dejó sobornar sin problemas. Dentro del calabozo se encontraron al asesino Dirt “Valdepower”, que después de muchos años encerrado en las profundidades se había vuelto un poco loco y necrófago. En su ropaje un pergamino asomaba, permiso real para la construcción de espadas, que los valientes escuderos debían robarle.

Con el permiso real, sólo quedaba entrar en la herrería, dónde Yunque y Martillo “el Soriasis” debía confeccionarles la espada de caballero. Pero, ¿sólo con el permiso real se la construiría? No! Todo trabajador quiere que le paguen, y el dinero se encontraba nada menos que en la cueva del Troll de las Aguas Fecales, también llamado “Som-Homozash”.

Lo único que separa la herrería de la caverna del Mago que les otorga el diploma de caballero es el acantilado de la desesperación. Este acantilado está custodiado por unos guerreros hechizados que sólo permiten el paso a los intrépidos que aciertan el acertijo. En caso contrario, la pena es ser arrojado a los tiburones que esperan impacientes su comida. Los guerreros hechizados, antiguos Señores de Cambra y Valde el Zate, no se lo pusieron fácil a los escuderos que intentaron pasar.

Una vez pasado el acantilado, les salió al paso el ejecutor, un antiguo Lord de las tierras de Temiño, que les exigía la entrega del diploma de caballero a la salida de la caverna del Mago Pericini. Gracias a los polvos mágicos de invisibilidad que les proporcionó el mago, los valientes escuderos pudieron salir esquivando al ejecutor, que les esperaba para robarles el diploma. Escapar no fue tan fácil, ya que a la salida del Castillo, el Brujo Azir mandó a otros guerreros hechizados Múzquix y Liedónux, que intentaron, sin éxito, detenerlos.

A continuación podéis ver las instantáneas de los mejores momentos de la fiesta, y de sus personajes principales:

2 pensamientos sobre “Los caballeros de la mesa redonda y sus locos seguidores, en Aneto”

  1. maria isabel dice:

    VAYA FIESTA..¡ se lo pasaron genial y la decoracion un 10 , gracias.

  2. margarita dice:

    !Pero qué grandes caballeros hay en Aneto!… desde luego fue una gran fiesta para repetir otro año y así podremos ir también nosotros a tomar las refrescantes bebidas medievales con tan buena compañía. !Enhorabuena…caballeros!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Connect with Facebook

Cambiar a la versión Móvil